Encuentra tu lugar del alma

Muchas personas están convencidas de que tienen un alma gemela perdida por el mundo aguardando a ser encontrada… Lo que tal vez no saben es que también pueden hallar su lugar del alma. Y hacerlo merece muchísimo la pena.

Sobre tu lugar del alma

El lugar del alma, o lugar de poder, es una ubicación especial donde podemos experimentar una sensación inigualable. Puede ser una ubicación muy personal (el parque de tu infancia, una playa desierta y secreta) o un sitio donde se experimenta la energía a nivel colectivo (Stonehege, una catedral impactante, etc)

En cualquiera caso, la sensación que evoca ese lugar en nosotros es de pertenencia, aportándonos un chute de energía y de felicidad.

Es posible que tengas más de un lugar del alma. Y quizás ya los has descubierto 😉

Para identificarlos fíjate en lo siguiente:

  • Te resulta terriblemente familiar, aunque sea la primera vez que lo visitas.
  • También te hace sentir en equilibrio y te aporta armonía, paz y serenidad.
  • Al estar en ese lugar, te sientes «como en casa».
  • Te llenas de energía cuando te encuentras allí.
  • Te envuelve la nostalgia al marcharte

¿Has encontrado ya tu lugar ?

Hay un componente espiritual en el concepto del lugar del alma, pero no es preciso que seas muy religiosa o especialmente mística para conectar con él. Tan solo se trata de un sitio especial para ti.

Hay quién piensa que puede estar relacionado con la epigenética y esas memorias ancestrales heredadas de nuestros antepasados… Quizás, al llegar a ese lugar, simplemente estamos recordando (al igual que sucede con la herida de la bruja) ¿Te ha pasado alguna vez?

Yo confieso que cuando llegué a Dublín la primera vez (en 2002) sentí un flechazo simplemente observando por la ventanilla del avión el agua batiéndose contra las rocas. Al pisar tierra firme era como si estuviera llegando a casa… De hecho, encontré una callecita en el centro de la ciudad que se llama Cows Lane, y donde me sentía especialmente bien. Quería quedarme allí para siempre, pero no pudo ser. Era como si no fuese mi camino en esta vida y por mucho que me empeñé, al final las cosas no salieron como yo las planeaba. Pero cada vez que me marchaba, me entraba una nostalgia terrible.

Otro lugar de Irlanda donde la energía es súper especial es la Colina de Tara, un antiguo enclave ceremonial celta. Allí también he percibido una energía brutal que no es comparable a otros lugares. Son sitios muy especiales a los que anhelo volver pronto.También me encanta el Faro de Cabo Mayor en Santander. Es un lugar que me recuerda mucho a mi abuelo y me transmite una sensación de amplitud inmensa… O los bosques mágicos de Mondariz Balneario, el municipio donde nació mi abuelo, y del que mi bisabuelo fue el primer alcalde.

¿Y tú? ¿Has encontrado tu lugar del alma en este mundo? ¿Me cuentas cuál es?

28 comentarios en “Encuentra tu lugar del alma”

  1. Yo encontré mi sitio del Alma en el año 2007 y fue en Egipto tuve un par de experiencias fuertes allí y como tu dices la nostalgia de volver como si esa fuera tu casa gracias Julia

    Responder
  2. Hola Julia 💚
    Te leo habitualmente y siempre encuentro un mensaje oportuno para mí momento vital entre tus líneas. Ahora con este post no puede ser más directo. Acabo de regresar de pasar un mes en la preciosa Bali 🌴, y he encontrado mi lugar del alma en la población sanadora de UBUD. Tanto es así que no paro de buscar oportunidades laborales allí. Con bastantes obstáculos como mi hándicap con el inglés que es muy básico…. Y tengo dos hijos adolescentes!!! Es una locura pero estaría dispuesta a llevarlos o tratar de buscar opciones que me permitiesen mantener una conexión con esa tierra pura para mí y también mostrársela a ellos. Es justo la vida que siempre he buscado y la energía del lugar me abraza desde el primer día. Como expresas en tu post , es una sensación magnética que se experimenta más allá de las palabras.
    Qué bonitos también tus lugares mágicos. Mondariz Balneario lo conozco bien, vivo en Vigo y pasé en ese lugar muchos veranos 😉🌿✨ Está claro que estás muy unida a la poderosa cultura celta…. Muchas gracias por tus reflexiones y tu bonito trabajo. Con amor , Rocío 💚🙏

    Responder
    • ¡Me encantan este tipo de sincronías, Rocío! La historia es espectacular. Ojalá todas las piezas vayan encajando para que pronto puedas regresar a Ubud 🙂
      Yo espero también poder volver a Mondariz Balneatio pronto, ya que solo he estado dos veces, pero me siento genial allí. Quiero enseñarle a mi hijo las tierras de sus ancestros gallegos 😀 <3

      Responder
  3. Vivo en Cantabria desde hace 4 años y la verdad que desde que supe que eran tierras cántabras las que recorría el tren, mi corazón se alegró muchísimo, los paisajes se parecen tanto a los paisajes que yo dibujaba de niña, montañas, vacas y ovejas, casitas sobre montañas… y debo decir que no eran paisajes que me fueran familiares, yo nací muy cerca del mar, zona costera sin montañas y muy cálida… Lloré al pie de la ventana del tren, delante del primer paisaje cántabro que vi… Vivo en un pueblito a 45 km de Santander y viajo en tren cada día para trabajar… Mi padre dice que yo vivo en el paraíso y la verdad así lo siento… esta comunidad es mágica para mí… siento que ha sido mi lugar desde siempre, que tarde o temprano yo llegaría a Cantabria para quedarme aquí… No sé de qué tamaño tendría que ser el lugar del alma, pero yo siento que Cantabria lo es.

    Responder
    • Cantabria tiene una dulzura especial y única. No me extraña que estés enamorada y sea tu lugar del alma, Lucila!!

      Responder
  4. Sarsa de Surta, en Huesca. El único lugar en el que he sentido pertenencia. He vivido 2 maravillosos años alli, absorviendo cada día toda la belleza y magia del lugar

    Responder
  5. Como tú, yo también fui a Irlanda y nada más llegar me sentí en casa. Tengo pendiente llevar a mis hijas a que conozcan mi lugar sagrado y volver a menudo cuando la economía me lo permita

    Responder
  6. Yo senti algo muy especial hace muchos años en una de las islas griegas , fue cuando tenia 17 años ( hace mas de 40 años ) supe como regresar al crucero sin indicaciones .
    Otra experiencia fue aterrizando en Cuzco , se me salian las lagrimas a pesar de estar viviendo en Peru y haber ido al Cuzco anteriormente

    Responder
  7. Encontré mi lugar del alma en Egito. Siempre quise visitarlo, y cuando lo hice, superó aún más mis expectativas. Todavía puedo sentir su olor si cierro los ojos… Gracias Julia🙏 por todo lo que compartes.

    Responder
  8. Hola Julia, excelente post!

    Desde hace años que había tenido esa inquietud de los lugares del alma, he tenido la oportunidad de viajar desde muy pequeño y conocer muchos lugares. Sin embargo no en todos se sienten esas ganas de quedarse, sino que es solo un espacio de paso.

    Pero hay algo que me pasa especialmente con Santa Bárbara, California. Viví 3 meses ahí en el 2015 y es un lugar que me roba el corazón y mi alma se conecta profundamente. He vuelto a visitarlo el 2017 y 2020. Creo que lo seguiría haciendo. Aunque también me pasa mucho que los lugares de playa al estilo California, me producen esa sensación de pertenencia. Sin duda hay que seguir viajando y buscando más de esos lugares en la vida.

    Un abrazo, gracias por el post!

    Responder
  9. Mi lugar del Alma es Galicia. He estado allí 6 veces, 2 de ellas para limpiar Xapapote. Era ir acercándome y sentirme en paz. La primera vez fui con 12 años y ya sentí la conexión.

    Pero también me ha pasado en un sitio de tener que irme corriendo de allí porque me daba muy mala vibración y ponerme a llorar sin remediarlo. Eran unas ruinas en Málaga, a mí me encanta visitar ruinas, cementerios y demás, pero ese sitio tiene algo que no es para mí.

    Responder
  10. Hola , Julia te sigo desde hace mucho y hasta ahora no te había escrito, sería este el momento… gracias por tu trabajo,tiempo y energía a este mundo. Gracias porque a mí me ayuda mucho tu labor,además es inspiradora.
    Desconocia el concepto pero no el sentimiento… Y es que por lo visto tengo varios lugares de alma …
    Increíble al leer a las compañeras anteriores sobre Egipto ,Bali ,lugares donde he tenido experiencias almicas potentes y Cantabria donde yo resido, efectivamente un paraíso mágico …. concretamente Laredo un par de sitios y Castro Urdiales. Sin embargo se que hay más al igual que mi alma hay mucha magia repartida ….un abrazo enorme y gracias otra vez, Tania

    Responder
  11. ¡Qué lindo Julia! Yo encontré mi lugar del Alma hace 23 años… En México. Desde mis 13 años, después de ver la película «Gringo viejo» me enamoré de las rancheras mexicanas, la historia del país, y en ese entonces (ahora tengo 50) no contaba con internet ni TV por cable, así que no tenía la más pálida idea de lo que era México más que por esa peli en blanco y negro. Pero me enamoré y sentía que tenía que ir allí algún día.
    Y finalmente, a los 27 años volé (soy de Argentina), me fui sin saber a dónde, sin guía, con un bolso, algo de ropa, y abierta a descubrir lo que llamaba a mi Alma.
    Llegué y sentí eso, que estaba en mi lugar, lo conocía de memoria internamente. Recorrí México como si lo conociera de siempre y me sentí como en mi casa.
    Estuve casi 5 años. Me casé, también nació mi primer hijo allá y finalmente regresé a Argentina.
    Todavía extraño mi lugar, no pasa un día en que no quiera volver, mezcla siempre entre nostalgia y tristeza, la sensación de que me falta algo.
    Seguramente vuelva, no me cabe duda. Es lo que desea mi Alma.

    Responder
  12. Pues yo tengo varios, mi profesión de azafata me permite conectar con lugares que mi alma recuerda y reconoce.
    En México me pasan cosas extraordinarias y tiene una energía brutal. Antigua, Guatemala también. Medellín, Río de Janeiro…
    Pero mi alma es escocesa. Mi padre era escocés pero no viví con él, ni he vivido en Escocía, he ido a “reconocerla” y desde luego, ese es el lugar de mi alma.

    Responder
  13. Mi lugar del alma es Tarifa, paso unos días allí cada verano porque siento que «algo» inexplicable me une a ella, hasta ahora, gracias a tu artículo, no lo había entendido.

    Responder
  14. Mi primer lugar del alma fue Egipto, cosas extrañas pasaron alli. Posteriorment me sucedio en San Cristobal de las Casas en Chiapas, tambien la magia aparecio. Luego en Roma. Estando en la Fontana di Trevi senti un impulso por ir a una calle y lleve a mi familia. Era via Poli, me llamo Hipolita pero la gran mayoria me llama Poli. Y finalmnt en Irlanda. Alli la magia fue mucho mas potente. Mi vidente de vidas pasadas me dijo q he estado en todas ellas. Abrazo de luz

    Responder

Deja un comentario

Suscríbete hoy a nuestra newsletter para mujeres empoderadas y descubre qué arquetipos determinan tu relación con el dinero y cómo alinearte con ellos para construir una vida más rica en todos los sentidos.